Detienen a contadora del exgobernador César Duarte por millonario desvío

Como administradora de la Unión Ganadera División del Norte simuló un convenio para destinar el dinero a un proyecto que nunca se realizó

Ricardo Holguín..

La excolaboradora de César Duarte Jáquez, Guadalupe Medina Aragón, fue detenida y sentenciada a un año de prisión preventiva, el día de ayer luego que fue relacionada con el desvío de 20 millones de pesos en el año 2015 a través de la Unión Ganadera Regional División del Norte, en la cual participaba como apoderada legal.

Fue el jueves por la mañana cuando elementos de la Agencia Estatal de Investigación recibieron la orden de aprehensión para detener a la señora Guadalupe Medina, quien es acusada de ser la contadora personal del exgobernador y firmar un convenio por 20 millones de pesos para un programa que nunca se realizó.

En el relato de los hechos, el Ministerio dijo que por instrucción del exmandatario autorizó un recurso por 20 millones de pesos para simular la realización de un convenio por el concepto de “Proyecto de valor agregado a la industria cárnica”, “Planta de sacrificio y equipamiento” y una “Planta de corte y valor agregado”, pero el mismo nunca se realizó y en cambio el dinero se entregó durante aquel periodo.

Dentro de la simulación, la Unión Ganadera Regional General División del Norte firmó un convenio por dicho recurso, entre la Secretaría de Economía y la Secretaría de Hacienda para hacer un proyecto a favor de los campesinos del estado, pero la asociación entregó facturas apócrifas y en cambio no realizó ninguna acción relacionada a lo estipulado.

El 30 de abril de 2015 se concretó la transferencia bancaria a través de la cuenta 65-50156863-7 del banco Santander, perteneciente a la Secretaría de Hacienda, la cual fue transferida a la cuenta 012162001993589437 de Bancomer, que pertenece a la Unión Ganadera a la que era apoderada Guadalupe Medina.

Fue en la ciudad de Hidalgo del Parral donde Guadalupe Medina fue detenida en una de sus viviendas, luego de que la Fiscalía General del Estado realizó una investigación a profundidad de esta persona que no cuenta con ningún rastro domiciliario que la pudiera ubicar en la ciudad de Chihuahua.

La agente del Ministerio Público expuso en la audiencia de formulación de imputación que en abril de 2015, la mujer en calidad de representante legal de la Unión Ganadera Regional General División del Norte del Estado de Chihuahua, concertó junto a otros exfuncionarios de las secretarías de Hacienda, Jaime Herrera y Economía, Manuel Russek, la distracción del recurso por 20 millones de pesos.

Dentro de las clausuras del convenio con número 019/2015-SE/FI, el Gobierno del Estado y el gobierno federal entregaron a Guadalupe Medina la cantidad de 49 millones 638 mil 545 pesos por el otorgamiento de apoyos a través del fondo de apoyo para la micro, pequeña y mediana empresa (Fondo Pyme), en el que el Gobierno del Estado aportaría 20 millones de pesos y el resto el gobierno federal.

Para ello, simularon la realización de un convenio de apoyo económico 019/2015-SE/FI con la citada asociación de la que César Duarte era presidente del Consejo Directivo, en la que se fingió el trámite administrativo, así como la comprobación del gasto a través de facturas apócrifas que firmó la señora Guadalupe, según explicó el Ministerio Público en el relato de las pruebas.

En la causa penal 2223/2018 quedó asentado que la contadora de César Duarte intervino en carácter de representante legal de la Unión Ganadera Regional General División del Norte del Estado de Chihuahua y al mismo tiempo se desempeñaba como administradora del patrimonio del entonces gobernador, además de ser la responsable de varias de sus empresas.

Durante la formulación de imputación, el Ministerio Público determinó que “Lupita”, como la conoce la mayoría de las personas allegadas a César Duarte, era la encargada de todos los negocios y el manejo del recurso de las empresas que estaban a nombre o relacionadas con el exmandatario.

Empresas de construcción, ganaderas, estaciones de radio y una serie de negocios más fueron los que se le atribuye a la señora Guadalupe de controlar, principalmente en la ciudad de Parral, donde la mayoría la conocía por su acercamiento con el exmandatario y sus redes de operación desde el gobierno federal.

El Ministerio Público dijo que Guadalupe Medina era la encargada de manejar las cuestiones financieras del exgobernador, que incluso tuvo conocimiento del traslado de 45 cabezas de ganado provenientes de Nueva Zelanda, las cuales fueron llevadas en el año 2016 al rancho El Saucito.

Era la encargada de pagar a trabajadores, sobornos y firmar contratos a nombre de la Unión Ganadera Regional General del División del Norte en la que se establece que es la apoderada legal.

La defensa de la imputada pidió a la jueza de Control, María Guadalupe Hernández, no imponer la prisión preventiva como medida cautelar contra su clienta, ya que explicaron que no existe ningún riesgo de que se sustraiga de la autoridad, ya que puede ser ubicada en el domicilio donde fue asegurada, no tiene grandes ingresos y padece de diversos problemas de salud, sin especificar.

Sin embargo, tras las pruebas del Ministerio Público determinaron que la contadora ha cambiado de domicilio en repetidas ocasiones e incluso ha tenido visitas constantes a la frontera del estado y El Paso, Texas.

Con base a los elementos de prueba aportados por la representación social y por considerar que existe riesgo de sustracción de la justicia, la jueza de Control del Distrito Judicial Morelos le impuso la medida de cautelar de prisión preventiva por un año y fijó para el próximo martes 3 de julio la audiencia de vinculación o no a proceso.

Fuente: El Heraldo de Chihuahua.